domingo, 23 de octubre de 2011

UN OBSEQUIO DE VIRTUD

   Todo se simplifica cuando logras la primera precipitación y la registras sintéticamente…en síntesis, piensa en éste avance y en todos los avances logrados…da las gracias…medita en todos los hechos válidos y…da las gracias…piensa en todos los logros y…da las gracias, piensa en esta victoria y en todas las victorias y…practica gratitud. El amor real edifica a otros y se edifica con virtud que es repetir el bien, que es repetir la buena acción…un obsequio de virtud.
   La gracia llega al llevar vida de amor y paz, de bien y rectitud. Hacer un bien a alguien todos los días. No hacer nada inconsecuente. Evitar toda acción en la inconsecuencia. Evitar conflictos que son el sinsentido. Aplicar la voluntad y salir del conflicto. Tener firmeza hasta el logro. Ser obsequio de virtud. El amor real es bondadoso. El amor real tiene paciencia, sabe soportar los momentos difíciles. El amor real está por encima de todo orgullo, es simple como una flor. El amor real es lealtad al maestro. El amor real rechaza lo erróneo y toda tentación. En la buena conducta y la armonía aparece el sentido. Dios es amor.
   Aplicar en la máxima potencia la sabiduría. Tener presente el sistema de relaciones en la concreción y manifestar seis perfecciones anualmente o por lo menos una. La meta clara determina el logro. Tener presente que si hay bien hay virtud, si hay moral hay virtud, si hay luz hay virtud, si se cumplen los deberes hay virtud, si se practica el bien hay virtud…hasta llegar a la virtud eterna y contemplar la virtud eterna. La virtud aparece cuando se repite el bien, cuando se repite la buena acción. El cocker spaniel estuvo donde uno estuvo, el perro marrón de largas orejas no pudo contener su gran afecto y cariño, un amigo siempre bien activo, un guardián de la casa, cómo puede ser que siendo un perro sea tan noble, tan feliz y afectuoso.
   Lavar las manos y la cara con agua y jabón al amanecer y al anochecer es purificación. Lavar la ropa. Lavar la casa. Limpiar los dientes con crema dental con flúor y cepillar bien. Limpiar los dientes con hilo dental…es purificación. Hacer una ofrenda de purificación. El día fue frío y soleado, con muchas hojas marrones y amarillas en el suelo, con un viento lento y frío con un humo de cañaverales.
                                                                       
                                                                                       Víctor Hugo Márquez                                                                                                                                   
                                                                                   Tucumán Argentina. 1987
                                                                           victormarquez07@hotmail.com      

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada